Menu
Alimentos / Nutrición

¿Son necesarios los suplementos y súperalimentos?

La cuestión de si necesitamos tomar suplementos y/o súperalimentos es un tema controversial. Nos gustaría hablar de ello pues a lo largo de nuestro camino hacia la alimentación consciente nuestro punto de vista y elección personal ha cambiado…
Referente a los súperalimentos, la verdad sea dicha, ¡al principio nos dejamos llevar por el marketing y compramos y probamos todos los súperalimentos que pudimos!
Y acerca de los suplementos al principio sosteníamos una postura algo extrema y no muy científica: “no no y no, TODO lo que necesitamos lo podemos obtener con nuestra súper dieta sanísima”. Esta postura es típica cuando se opta por esta alimentación y en nuestro caso viene de la tendencia hacia apostar por lo natural, confiar en que la tierra nos puede nutrir al 100% con sus productos directos.
El tema es que ya no es tan sencillo (aunque ojalá así fuera), hay factores que contribuyen a que ya no nos podamos sólo alimentarnos de esta forma y que sean necesarias ciertas ayudas (sobre todo, pero no exclusivamente, en momentos como el embarazo y la lactancia). Estas razones son debatibles pero sumadas a nuestra vivencia notando mejoras al tomar ciertos suplementos sentimos que son de considerarse:
– Desgaste de la tierra: para que las frutas y verduras sean nutritivas necesitamos que haya tierra nutritiva (alto contenido de minerales). Antes cada familia cultivaba lo suyo, hoy hay monocultivos y explotemos la tierra ‘más de la cuenta’ por lo que hoy en día los alimentos no tienen la misma calidad y nutrientes que antes (incluso con la agricultura ecológica aunque el contenido nutricional sea mucho mucho mejor).
– Métodos agrícolas: las prácticas de agricultura ya no son las de antes y ya no hay la diversidad original. Hoy en día la mayoría de los frutales se cultivan por injertos, ya no se cultiva utilizando las semillas. Al domesticar las plantas silvestres para ‘perfeccionar’ la agricultura se fueron seleccionando cierta clase de un tipo vegetal y se industrializó, haciendo que desaparecieran los otros tipos de la misma especie. Por ejemplo, antes había 6 colores diferentes de zanahorias, se eligió la naranja y todo el mundo sólo empezó a cultivar esta y hoy en día es la única que se comercializa masivamente.
– Contaminación y estrés: no es noticia nueva que el aire, nuestras aguas y la tierra está contaminada como nunca. Esto sumado a la cantidad de químicos que usamos para todo (limpieza, en los textiles, etc.) y la cantidad de estrés que una persona ‘normal’ tiene en su vida, hace que estemos algo ‘drenados’ y que necesitemos apoyos nutricionalmente densos para ayudarnos.
– Absorción de nutrientes: es común que gente que come muy sano tenga alguna deficiencia y muchas veces tiene que ver con la capacidad de absorción de nutrientes del sistema. Tal vez por una antigua dieta llena de productos procesados y nocivos que han debilitado y/o atrofiado el sistema o tal vez por el estrés y hábitos, hay personas que no asimilan bien los nutrientes que están ingiriendo a través de la comida.
OJO: con todo esto NO estamos diciendo que las frutas y verduras sean malas, carentes de nutrientes ni nada parecido – ¡son nuestra mejor fuente de alimento! Sólo exponemos que incluso nuestras mejores fuentes de alimento han perdido cierta calidad y por esto y otras razones (absorción, ritmo de vida, factores externos como los campos electromagéticos, etc…) consideramos buena idea tomar ciertos suplementos y súperalimentos.

Por estas razones se puede optar por tomar algunos suplementos. Es importante suplementar sábiamente, con esto nos referimos a elegir suplementos de alta calidad que nuestro cuerpo pueda absorber. En general los suplementos de farmacia no son la mejor opción. En su libro Supplements Exposed, el Dr Brian Clement comenta que más del 90% de los suplementos disponibles en el mercado no funcionan y muchos son incluso dañinos para la salud. Y al mismo tiempo menciona que hoy en día es importante suplementar.
Hay varios factores que considerar a la hora de elegir suplementos (biodisponibilidad, absorción, disolución y composición de la cápsula, quelación, entre otros). Nosotros optamos por marcas comercializadas por gente como Dr. Gabriel Cousens, Dr. Brian Clement, Dr. J.E. Williams, por marcas recomendadas por nutricionistas no convencionales como Elena Perea de www.nutricionholistica.es y por marcas de investigadores del campo de salud alternativa como Kevin Gianni de www.renegadehealth.com.
A través de nuestra experiencia personal probando productos, nos hemos dado cuenta de que hay ciertos suplementos que sí necesitamos y ciertos súperalimentos que nos han ayudado con cosas puntuales:
– B12: Optar por una que sea metilcobalamina o hidroxocobalamina. La más común en el mercado es cianocobalamina que es la más barata y la menos absorbible por nuestro cuerpo.
Tanto Dr. Gabriel Cousens como Dr Brian Clement como muchos expertos recomiendan que sin importar la dieta que se tenga (omnivora, vegetariana, vegana) necesitamos suplementar con B12 por las razones arriba mencionadas (sobre todo porque es difícil absorber la B12 que viene de productos de la dieta y el estado de nuestro intestino delgado). Solíamos creer las razones que se suelen decir como: “si no lavas la verdura ecológica, ahí hay B12” o “si tomas kefir o algún huevo o queso de cabra de leche no pasteurizada de vez en cuando tienes suficiente B12” o “tu cuerpo produce todo el B12 que necesitas”.
Sin embargo, David mostraba algunos de los síntomas típicos de falta de B12, como cansancio constante ‘inexplicable’ y en mi última analítica que hice a los 8 meses de embarazo la B12 me salió ligeramente baja. Desde ese momento hasta ahora hemos alternado tomando la marca Perque Activated B12 Guard y el complejo B12 que venden en www.nutricionholistica.es.
– Verdes en polvo: verde de trigo en polvo y verde de cebada en polvo y algún compuesto de diferentes verdes en polvo.
– Omega 3: estoy probando ahora con una marca de www.detoxyourworld.com, no sé si notaré algo o no. No tengo ningún síntoma pero me lo tomo pues estoy en lactancia ‘prolongada’ y me da tranquilidad.
– Minerales: Puedes añadir minerales en forma de algas, algas en polvo como chlorella, algas Klamath. Ahora estoy tomando un producto con el que estoy encantada llamado PIANTO EXTRA de venta en www.e-naturale.com y en otros herbolarios.
– MSM: antes lo tomábamos por temporadas añadiendolo a los batidos o tomándolo con agua. Yo noté una mejora inmediata en la dureza de las uñas y el brillo en el cabello. Últimamente que tomamos muchos más zumos verdes y con el Pianto Extra no lo hemos usado.
– Ashwagandha: es un producto genial de la medicina Ayurvédica. Lo usamos en épocas de incremento de estrés, cuando sentimos que la mente no para y no logramos calmarla con meditación. Genial para insomnio y cuando el sistema nervioso está alterado. Hemos tomado en tabletas y en polvo, preferimos el polvo en infusión. Lo compramos a nuestra terapeuta de Ayurveda www.masajesayurvedicos.es
-Plantago Ovata: me encanta, me encanta y me encanta. No solemos tomarlo más de 1 semana seguida pero cuando el intestino está ‘medio-medio’ tomar esto te regula de inmediato. Tomamos 1 cucharadita en un vaso de agua por la mañana y lo último de la noche. Ojo que hay que tomar bastante agua cuando se toma este producto porque es hidrofilico.
– Chía: ahora ya se consigue en España (aunque bastante cara), nosotros la traemos de México y nos gusta añadirla de tiempo en tiempo en nuestros batidos. Sentimos que nos ayuda al intestino como limpiador y hace que las heces sean ‘resbaladizas’ y muy limpias. Nos gusta mucho tomarla en días que serán largos pues sí que sentimos que nos da energía y sensación de saciedad.

– Omega 3: de vez en cuando tomamos cucharaditas de aceite de lino, aceite de cáñamo y un aceite que compramos en Irlanda de omegas. Ahora llevo 1 semana tomando unos comprimidos de Omega 3 de www.detoxyourworld.com. La verdad no estoy segura de necesitarlos pero me los estoy tomando pues llevo 9 meses de lactancia exclusiva y como todo el mundo habla de los omegas pues me da tranquilidad probar este suplemento.Súperalimentos que hemos probado y que de momento no usamos:

– Maca: la tomé al principio del embarazo y tal vez me ayudó a no estar cansada pero no puedo estar segura que fue esto o los litros de zumo verde que comencé a tomar. David dice que no siente nada y Kevin Gianni dice que a él y a su esposa tomar maca los altera como si tomaran café. Entre todos sus propiedades, sentimos que la caracteristica que más domina de la maca es la de estimulante. Por esto tal vez es bueno para gente enganchada al café que quiere dejarlo, tal vez pueda ser como un producto sustituto mientras se desenganchan. Algunas personas hablan maravillas de cuando toman maca así que algo tendrá que les funciona…– Noni: una vez compramos un polvito que vende David Wolf llamado de la marca NoniLand, es carísimo y sinceramente no notamos nada de nada.
– Cacao crudo: lo comemos de forma puntual y cuando elaboramos recetas lo ‘diluímos’ con harina de algarroba de la marca Rincón del Segura. El cacao nos pone ‘nerviosos’ con la mente a mil por hora y a pesar de todas las maravillas que algunos le atribuyen no creemos que sea muy bueno para nuestro hígado. ¡Si queremos antioxidantes tomamos algunas de las mil fuentes como las uvas :)!
– Alga Verde-Azul (algas Klamath): a veces añadimos una mini cucharadita a algún batido pero sinceramente creemos que usando algas frescas regularmente en la dieta se obtienen los beneficios y no hace falta compra esta alga en polvo tan cara.
– Espirulina: al principio la añadíamos a todos los batidos y no sabríamos decirles si no ayudó en algo concreto. Ahora la ponemos esporádicamente en algún batido pero la dejamos de tomar tan amenudo pues creo que nos saturamos y leímos que al ingerirla en grandes cantidades puede obstruir la absorción de la B12.
Conclusión
Nuestras elecciones en súperalimentos y suplementos son el resultado de nuestra propia experiencia. En ningún momento queremos decir que así será para tí ni para todo el mundo. Tal vez algo que no ha funcionado para nosotros, sí puede que vaya a funcionar para ti y vice versa. ¡Nada cuenta más que tu propia experiencia!
Para nosotros el súperalimento más importante es el zumo verde y nuestro alimento diario irremplazable es el batido verde. Si no tienes alguna deficiencia diagnosticada o síntomas y aún no tomas zumos y batidos verdes recomendamos que empieces por aquí.
Una vez leí en un blog algo que me gustó mucho: “si tienes “x” candidad de dinero al mes para invertir en suplementos y súperalimentos y aún no haces ejercicio, invierte esta cantidad en un gimansio y ve de forma regular.”
A esto nosotros añadimos: si ya haces ejercicio y tienes este dinero disponible y aún no compras comida ecológica, invierte en comida ecológica. Si ya lo haces, invierte en una buena batidora y licuadora y hazte zumos y batidos y si ya lo haces sigue invirtiendo en tí y elije algunos buenos súperalimentos y suplementos….

2 Comentarios

  • Aleph
    9 de julio de 2012 at 16:57

    Me gusta mucho, la unica opinión que no comparto es la del mms…y bueno con la espirulina lo averiguare.
    Muchas Gracias <3
    Aleph Etz

    Responder
    • ¡Vida en tu Comida!
      9 de julio de 2012 at 16:59

      Gracias por tu comentario. El MMS es muy diferente al MSM. Nosotros referimos al MSM (methylsulfonylmethane), es azufre en forma de un polvo blanco. MMS para mí es Mineral Miracle Supplement y no lo incluimos en esta lista a propósito. Para mí no es un suplemento, es más un tratamiento con un fin muy específico y recomiendo informarse muy bien antes de pensar en tomarlo.

      Responder

Dejar un Comentario